Post-Covid y ejercicio, una necesidad post covid ejercicio entrenamiento personal granada

Introducción

La Covid 19 es una enfermedad causada por la infección de un virus de origen desconocido que está provocando desafíos de salud desconocidos e inusuales que son difíciles de tratar. El síndrome post-COVID-19 es uno de esos desafíos, y se ha vuelto cada vez más común a medida que evoluciona la pandemia, especialmente con el contagio masivo de la variante Omicron. Las últimas estimaciones sugieren que entre el 10 y el 20 % de los pacientes que sufren la enfermedad de forma sintomática, experimentan los efectos de la enfermedad más allá de las 12 semanas posteriores al diagnóstico. 

Los programas de ejercicio y los niveles de actividad física son moduladores bien conocidos de las manifestaciones clínicas y el pronóstico de muchas enfermedades crónicas. En este artículo analizaremos los efectos del ejercicio sobre el organismo y como se verían beneficiados de su práctica aquellas personas que han cursado la enfermedad.

Post-Covid 19

Existen tres etapas definidas en el curso de Covid según el servicio de sanidad del Reino Unido (NHS). Estas se definen en el siguiente gráfico:

Post-Covid y ejercicio, una necesidad image002 1

Imagen 1. Fisiopatología de las diferentes fases evolutivas de la Covid-19.

Dentro de la sintomatología de la Covid-19, existen un predominio de determinadas patologías, aunque en la actualidad se siguen descubriendo diferentes afecciones de diferente índole. En la imagen 2 se exponen la más habituales:

Post-Covid y ejercicio, una necesidad image004 1

Imagen 2. Síntomas Post-Covid 19

Otras características del Post Covid son:

  • El 80% de los pacientes tiene más de un síntoma.
  • Las mujeres tienden a verse más afectadas que los hombres
  • A mayor edad, mayor probabilidad.
  • Los síntomas son cambiantes con el tiempo, en forma de recaída-remisión.
  • La fatiga, junto con los síntomas neurocognitivos son los que tienen mayor impacto en la calidad de vida de los pacientes.

¿Qué podemos hacer?

Pues la respuesta es fácil, ejercicio físico. A falta de un conocimiento mayor del tratamiento de la sintomatología y causa del Post-Covid, el papel del ejercicio parece imprescindible, ya que mejora las funciones orgánicas de son comprometidas con la enfermedad.

Post-Covid y ejercicio, una necesidad image005 1

Imagen 3. Síndrome post-Covid 19 y beneficios del ejercicio

  • Ejercicio y salud inmunológica

El ejercicio físico estimula el sistema inmunológico al inducir adaptaciones mitocondriales, génesis celular y vigilancia inmunológica. El estado físico es un factor modificable, donde evitar el sedentarismo y el exceso de tejido graso que generan un ambiente pro-inflamatorio es un potente aliado de la salud. El ejercicio y la actividad física modifican el ambiente debido al rol anti-inflamatorio derivados del sistema neuromuscular, donde parece probable que mejore la respuesta inmune a los antígenos del SARS-CoV-2.

  • Ejercicio y síndromes físicos

El ejercicio individual y dirigido es muy recomendable como estrategia no farmacológica para el tratamiento de enfermedades reumáticas y músculo-esqueléticas, caracterizadas por dolor crónico, debilidad muscular, limitaciones físicas, fatiga y baja tolerancia al ejercicio. Especialmente de interés, es que el ejercicio con baja carga, bajo volumen y lejos del fallo muscular es suficiente y óptimo, lo que permite a los pacientes post-Covid que se muestren renuentes a hacer ejercicio debido a la fatiga, falta de condición física y baja tolerancia a la intensidad del ejercicio, puedan realizarlo con seguridad, sin los efectos adversos que puede provocar en ellos intensidades mayores.

Post-Covid y ejercicio, una necesidad image006 1
Post-Covid y ejercicio, una necesidad image007 1

Imagen 4. Ejercicio y post-Covid

  • Ejercicio y salud cardiopulmonar

El ejercicio tiene efectos muy bien conocidos sobre la salud cardiovascular. Distintas terapias de ejercicio son utilizadas para mejorar la salud cardiorrespiratoria en pacientes hospitalizados, como en la enfermedad pulmonar intersticial o en pacientes con EPOC. Distintas modalidades de ejercicio afectan de forma positiva sobre el umbral ventilatorio, ya sea con ejercicio de resistencia continuo o con intervalos, donde el entrenamiento de fuerza también es una opción incluso superior, ya que puede evitar la atrofia muscular, la reducción de la capacidad oxidativa y disminución de la proporción de fibras musculares tipo I, como ya mostró Liu y col. (2021) en pacientes con Covid.

  • Ejercicio y salud neurológica


El ejercicio puede actuar como una droga psicoactiva. Tiene potencial para la mejora de diferentes habilidades neurocognitivas como la memoria y el aprendizaje, la concentración, el control inhibitorio, la flexibilidad cognitiva y el procesamiento de la información.

Últimos estudios recientes señalan la necesidad de ejercicio moderado regular como un factor de resiliencia para reducir la sintomatología relacionada con el COVID al mejorar el bienestar físico y psíquico.

Conclusión

La evidencia actual apoya el entrenamiento físico personalizado y supervisado como una terapia multisistémica efectiva para el síndrome post-COVID-19 que se adapta a la diversidad de casos y síntomas. El abordaje multidisciplinar donde el ejercicio esté presente en la fase prolongada de la enfermedad se hace imprescindible para una recuperación funcional completa y la vuelta a la vida anterior.

Referencias

Jimeno-Almazán, A., Pallarés, J. G., Buendía-Romero, Á., Martínez-Cava, A., Franco-López, F., Sánchez-Alcaraz Martínez, B. J., Bernal-Morel, E., & Courel-Ibáñez, J. (2021). Post-COVID-19 Syndrome and the Potential Benefits of Exercise. International journal of environmental research and public health18(10), 5329. https://doi.org/10.3390/ijerph18105329

ANGEL RODRÍGUEZ

Post-Covid y ejercicio, una necesidad 1512

Entrenador Personal en Granada

Ir arriba